Segunda oportunidad

Desde hacía dos años, todos los viernes sucedía lo mismo. Jose entraba en la cafetería a las 9 de la mañana, saludaba al camarero y le pedía un menta-poleo. A continuación, se lo tomaba en una mesita de la esquina mientras leía el periódico. Y en la otra esquina del local, Emilia y su amiga …

Segunda oportunidad Leer más »